web analytics

Los silleteros son la Feria de las Flores, la historia de Antioquia que se forjó en una silleta


Únete a nuestro canal de Telegram y recibe la mejor información sobre turismo y planes regionales, nacionales e internacionales, con ofertas y descuentos especiales.

El mejor plan en feria de flores y en cualquier época del año, siempre me gusta visitar la tierra de las flores.

Conocer la cultura silletera desde su interior, desde la profundidad del amor de la familias silleteras, más que un privilegio es un honor, pues aparte de tener todo el histórico cultural propios de su tradición, también son Antioqueños y quizás los más Orgullosos Antioqueños, personas que desde la cuna estamos enseñados a ofrecer aunque sea una taza de agua de panela al visitante que llega a la casa.

Y por suerte yo lo he podido vivir en carne propia, comer en la mesa de dos familias de tradición silletera, los Grajales y los Londoño, un honor que guardo en mi corazón hasta el final de mis días, a parte de ser unos verdaderos artesanos que tratan las flores como reinas, tienen una gastronomía propia de la cultura antioqueña y más deliciosa que el mejor de las restaurantes.

Antes que nada…

Lo primero que quiero aclarar es que con este post y en ninguna de las publicaciones de Orgullosamente Antioqueño se pretende atacar ni menospreciar ninguna de las actividades artísticas y culturales que se desarrollan dentro del marco de la Feria de las Flores, organizadas por la Alcaldía municipal o por cualquier otra organización, todas las actividades, gratuitas o de pago hacen parte de la fiesta de la flores y las respetamos y apoyamos en el entendido de que todos, artistas, comerciantes y demás personas involucradas en la feria deben y pueden generar ingresos de este evento.

Muy bien aclarado el tema.

Vamos a hablar de la Feria de las Flores

Hablar de la Feria de las Flores es hablar de los silleteros, de su cultura y tradición, que es nuestra cultura y tradición antioqueña, la que tenemos que resaltar ante el mundo entero, porque es parte de nuestro ADN, lo que nos hace grandes y pujantes como región.

Diana Grajales Finca Alquería del Silletero
Diana Grajales Finca Alquería del Silletero

En la foto anterior te presento a Diana Grajales de la familia Grajales en Santa Elena, de tradición silletera con una historia de más de 100 años, ella es la representación no solo de la cultura silletera, sino de la mujer antioqueña, hermosas, fuertes, orgullosas de su tierra y que donde quiera que vayan siempre serán Orgullosamente antioqueñas.

Finca silletera Alquería del Silletero
Finca silletera Alquería del Silletero

Mi amistad y gratitud con la familia Grajales es inmensa, gracias a ellos he podido conocer mucho más de cerca (desde adentro) todo lo que es ser silletero, sus penurias (sobre todo en este último año), sus alegrías, y sus logros, por eso Diana es una de las personas que más sale en esta página, porque me abrió las puertas de su corazón, su casa y su familia, ojalá en algún momento poder fotografiar a todos y cada uno de los silleteros de Santa Elena, espero poder hacerlo en algún momento, por lo menos con muchos.

Don Emilio Molina artesano de las flores - Finca Alquería del Silletero
Don Emilio Molina artesano de las flores – Finca Alquería del Silletero

En este blog dedicado a la cultura de Antioquia, ya en varas oportunidades hemos publicado artículos referentes a la Feria de las Flores y los silleteros, por ejemplo el excelente post escrito por el amigo Juan Rafael Gómez que nos habla sobre el trueque de flores que se realiza en Santa Elena entre los silleteros, lo que les permite obtener flores para terminar de armar sus silletas, toda una tradición

Aquí puedes leer el post: En el trueque de flores 2019 Paciencia, dedicación. entrega, amistad y compañerismo

También tenemos el post que realizamos luego de nuestra primera visita como blog a la finca Alquería del Silletero invitados por la agencia de viajes Turismo en Medellín y Vianette Monsalve la mejor periodista de turismo de Antioquia y amiga de este blog. Ese fue mi primera experiencia en Santa Elena y desde ese momento quede impregnado del amor y orgullo por esa tierra tan histórica e importante para todos los antioqueños.

Aquí puedes leer el post: Silleteros, mística y tradición que se pasa de generación en generación con gran Orgullo

Y así por el estilo muchos otras publicaciones, pero esta es especial para mí. pues ya después de mucho tiempo puedo hablar con propiedad del tema, como me gusta, y con la propiedad que me da como ya lo mencione antes haber podido vivir desde adentro muchas experiencias propias de los silleteros, desde un desayuno o un almuerzo con una familia silletera, acompañarlos en un desfile de silleteritos, con la ayuda del amigo David Alejandro maquillador profesional, quien maquilló a los silleteros de la finca Alquería del Silletero, también realizar un tour por una finca silletera, asistir a la famosa noche silletera donde se realiza el armado de la silleta que al día siguiente sale al desfile en las calles de Medellín, conocer los miedos y frustraciones de las familias por cuenta de la crisis generada por el Covid-19, y tratar de ayudar con ideas y apoyarlos desde mis posibilidades para salir adelante todos juntos.

Jardín de flores de la Finca silletera Los Londoño
Jardín de flores de la Finca silletera Los Londoño

Todo este conocimiento histórico me da la posibilidad de escribir un pequeño homenaje para los silleteros y la cultura y tradición silletera, adicionalmente a una pequeña pero gran biblioteca que tengo con libros donde se habla exclusivamente de esto, lo que me ha permitido profundizar desde la experiencia de otros autores sobre este tema importante para mí y espero que para todos lo que quieran conocer más sobre nuestras raíces.

Aquí comparto un pequeño extracto del libro «Desfile de Silleteros 60 años» una obra magistral producida por la Fundación Viztaz que es una institución que propende por la recuperación, preservación y divulgación de nuestra memoria cultural. Víztaz lleva veinte años diseñando y ejecutando proyectos de gran trascendencia en las regiones donde actuamos, reafirmando con estos nuestra misión de recuperación, conservación y divulgación de nuestra memoria cultural.

Casa de la finca silletera Los García
Casa de la finca silletera Los García

=====

Los silleteros se encuentran en el territorio de Santa Elena, ubicado entre los valles de Aburra y San Nicolás, conformado por 18 veredas y sectores distribuidos administrativamente entre los municipios de Medellín, Guarne, Envigado y Rionegro. Viven en parcelas que han sido heredadas desde hace más de un siglo, que cuentan con casas, fincas y muchas veces cultivos agrícolas de pancoger y de flores. Se diferencian del resto de población asentada en este territorio gracias a su vocación agrícola y carácter campesino, y también por la distribución de apellidos con los que se identifican sus vínculos de consanguinidad. En un solo terreno es posible encontrar diferentes casas que han sido construidas en la medida en que los hijos se casan, lo cual ha permitido mantener la estrecha relación con el territorio y con la familia.

Escultura Familia Silletera en el parque de Santa Elena
Escultura Familia Silletera en el parque de Santa Elena

Ser silletero es vivir en este territorio, ser parte de estas familias y contar con un oficio que en la actualidad transita entre el mundo campesino y el artístico. Saber cultivar, conocer el manejo y las propiedades de las flores, y compenetrarse con la naturaleza y sus recursos es tan importante como la experticia en torno a la composición de arreglos florales, bien sea para la creación de silletas, para el diseño de jardines o para la decoración en eventos de carácter religioso y festivo. Por esta razón, se es silletero todo el año y no solo para el Desfile.

De cuenta de heredar un oficio que hace de la flor su razón de ser, se acuñó la identidad silletera como la que caracteriza a los pobladores de este sector rural cercano a la ciudad; y gracias a que el oficio no se agota en el Desfile de Silleteros de la Feria de las Flores de Medellín, silletero no es solo quien desfila, sino, también, ese grupo familiar que continúa transmitiendo sus saberes en el territorio.

Si bien el oficio se destaca por la confluencia del conocimiento campesino y artístico en torno a la flor, el grupo social silletero del siglo XXI es heterogéneo. Hay quienes se dedicaron exclusivamente al trabajo de la tierra y al cultivo y comercialización de productos agrícolas y de flores, y otros, en cambio, que cuentan con profesiones o trabajos propios de la ciudad.

En la vida cotidiana, un silletero se puede hallar entonces labrando la tierra, comercializando flores cerca de iglesias, cementerios o en sitios tradicionales como la Placita de Flórez; pero también en colegios y universidades, dictando clases; en la oficina, como funcionario público; en las empresas de agua o de energía, prestando servicios técnicos; en la dirección de una compañía; en los medios de comunicación como periodistas; en el sector turístico, etc. Ello significa que, a pesar de que en la actualidad no todos pueden subsistir solo de trabajos relacionados con las flores, han sabido combinar su identidad silletera con las demandas de esta época.

La existencia de la cultura silletera se debe también al reconocimiento externo. Para quienes se identifican con lo paisa, es decir, con los procesos históricos y los elementos derivados de la colonización antioqueña, el silletero representa parte de su propia identidad. En él confluye el arraigo campesino, la fuerza, la creatividad y el amor al territorio y a la familia como baluartes que perviven de forma permanente en los sectores rurales y entre muchas familias paisas, pero que se recrean cada año durante el Desfile de Silleteros. Los silleteros nutren su identidad de la valoración positiva recibida por sus coterráneos; por ello, además de ser silleteros por herencia o por tradición, toman la decisión de seguir siendo silleteros todos los días.

=====

Por ahora solo puedo decirte que esto es la Feria de las Flores, la verdadera (para mí), por eso si en algún momento tienes la oportunidad de visitar Santa Elena o una finca silletera, no lo dudes, ve con precaución, respetando las normas de bioseguridad de la nueva normalidad, pero compra flores, habla con los floricultores, camina descalzo por la tierra, respira aire puro, y ve con la convicción de que vas a conocer una parte muy importante de la historia de Antioquia, la que se forjó en una silleta.

El desfile de silleteros, en palco o en la calle

Cómo lo quieras ver, lo importante es disfrutar de esta muestra de cultura y arte, en lo personal me gusta más en la calle, se siente la emoción pura de la gente, el orgullo de ser antioqueño se desborda, la alegría genuina cuando van pasando los diferentes grupos de silleteros, el «sí se puede, sí se puede» que se le lanza a los silleteros como salvavidas cuando se ven muy cansados, y que ellos mágicamente pareciera que recobran una fuerza sobrehumana como si les bajara del cielo por medio de la voz de sus espontáneos nuevos fans para volver a cargar su pesada silleta y seguir con su desfile.

Si tienes con que pagar un palco y te sientes más cómodo, vaya gócesela en el palco disfrútelo cante y aplauda el paso de los silleteros, DIS FRÚ TE LO.

Lo repito, en palco o en la calle, como sea pero disfruta del desfile, para mí no hay nada mejor que disfrutarlo en la calle, en algún momento (lo tengo que reconocer) me he colado, me pase la valla de seguridad que pone la policía, solo para tomar fotos desde el corazón mismo del desfile, la sensación fue increíble, esto lo logre gracias a Dios y con la ayuda de un policía que reconoció mi gorra de Orgullosamente Antioqueño, abrió un huequito y se hizo como que miraba para otro lado. Anécdotas de la Feria de las Flores.

Este vídeo es uno de mis más grandes orgullos, fue en la Feria de las Flores del 2018 en el desfiles de Silleteros numero 61, aquí pude darle la mano a un joven silletero que me expresó todo su orgullo por estar desfilando

DESFILE DE SILLETEROS 2018 Desde LA FERIA DE LAS FLORES DE MEDELLÍN 🌼🌸🌺🌻

El desfile de silleteros es el evento principal y final de la Feria de las Flores, es el momento en donde los artesanos de las flores muestran con mucho orgullo sus obras, ahora con el conocimiento que me ha permitido poder estar cerca de una familia silletera de tradición, puedo decir que, más que el dinero que se les paga por parte de la administración municipal de Medellín, los silleteros desfilan por el honor, por el orgullo y por el aplauso de las personas, el desfile de silleteros es simplemente una invitación intrínseca que nos hacen los artesanos para visitarlos en Santa Elena o dónde quiera que haya una finca silletera, para conocer su vida y su cultura, pues de eso viven ellos, en muchos casos el turismo es una o su única fuente de ingresos para las familias, entonces te invito a que aceptes la invitación, si te gusta el color de una silleta, con toda seguridad caminar entre cultivos de flores y ver en donde nace la magia será la mejor forma de apoyar esta cultura.

Cómo se prepara un silletero para participar en el desfile.

Don Fidel Grajales finca Silletera Alquería del Silletero
Don Fidel Grajales finca Silletera Alquería del Silletero

Texto tomado de semana.com que ilustra a la perfección la tradición del silletero y como se prepara para el evento máximo de la Feria de las Flores, acompañado con imágenes propias de Orgullosamente Antioqueño

El derecho a participar en el Desfile de Silleteros, una tradición de más de 150 años, se hereda. Conozca la historia Jose Ángel Zapata, uno de los afortunados.

De las 65 plantas de flores sembradas en la finca El Pensamiento, las más nuevas son dos tipos diferentes de chochos, morado y blanco, que aunque crecen de manera silvestre en muchas zonas del país y del continente, son raras en cultivos comerciales.

Quien las trajo a este predio del sector El Rosario, en la vereda Barro Blanco, es José Ángel Zapata. Al igual que otros campesinos del corregimiento de Santa Elena, heredó la tradición de floricultor y silletero de sus padres, quienes a su vez la recibieron de sus abuelos.

Él y tres de sus hermanos tienen el derecho a participar en el principal evento de la Feria de las Flores de Medellín porque durante más de 40 años sus padres llevaron sus cargas en el Desfile de Silleteros. Y aunque hace apenas 15 años que José Ángel se echa a la espalda estas silletas, él siente que su primera intervención fue hace 54 años, cuando su mamá lo llevaba en el vientre. Para entonces, 1964, el recorrido se hacía por la orilla de la quebrada Santa Elena (centro de la ciudad, hoy cubierta) y los participantes no llegaban a 40, según documentos recogidos por historiadores y antropólogos interesados en esta tradición.

Para la silleta monumental que cargará este año, José Ángel empezó a sembrar hace nueve meses astromelias y agapantos. Más recientes son las margaritas, clavellinas, siemprevivas y botones de oro, cultivadas hace cuatro meses, mientras azucenas, caléndulas, dalias y mantos de la virgen, entre otras, llevan en la tierra apenas tres meses. La madera en las que las portará se está secando en un cobertizo cercano, donde ya está armando el resto de la estructura con chusco, similar a un bejuco que es usado también en la elaboración de canastos.

En esta ocasión, asegura José Ángel, se va a moderar un poco, pues el entusiasmo del año pasado lo llevó a hacer una silleta de 92 kilos. La emoción es muy grande: “El sustento, la gasolina de uno son los aplausos y los gritos de la gente pidiendo ‘vuelta, vuelta’; es impresionante sentir esa fuerza y ese cariño”, dice el silletero.

Don Fidel Grajales nos enseña a armar una silleta tradicional y como se carga
Don Fidel Grajales nos enseña a armar una silleta tradicional y como se carga

Él será uno de los 510 campesinos (420 adultos, 50 junior y 40 infantiles) que el próximo 12 de agosto marcharán a lo largo de casi dos kilómetros por el suroccidente de Medellín para mantener esta tradición. El 98 por ciento son asociados a la Corporación de Silleteros de Santa Elena que desde hace 15 años es el interlocutor de estos agricultores con las secretarías de Cultura y Desarrollo de la Alcaldía de Medellín, así como con el Bureau de Medellín, para su participación en este y otros eventos que se realizan en la ciudad o que promocionan a la capital antioqueña por fuera del país. La Alcaldía, con el apoyo del Concejo, les incrementó a los silleteros en 30 por ciento el valor de las silletas; aumentó la participación de los silleteritos con otros diez cupos, y creó una nueva categoría llamada silleta artística, que es una mezcla entre la monumental y la emblemática, con la que se busca ampliar las posibilidades creativas de los silleteros.

“Trabajamos todo el año en la gestión y ejecución de proyectos, la promoción y venta del portafolio de productos y servicios por la salvaguardia de la manifestación cultural silletera”, indican desde la dirección corporación de silleteros, y aseguran que la entidad se ha consolidado como la que “representa, gestiona y ejecuta proyectos sociales y culturales que involucran y benefician a los silleteros y sus familias”. Según la Secretaría de Cultura, se destinan en promedio 1.100 millones de pesos para el desfile de cada año y cerca de 500 millones de pesos más se invierten en otras actividades a lo largo del año.

La vida diaria

La jornada de José Ángel Zapata, que empieza a las 5:30 de la mañana y termina hacia las ocho de la noche, no la dedica solo a las flores. En el predio que comparte con las familias de sus hermanos también siembra y vende hortalizas, además de recibir grupos de visitantes nacionales y extranjeros a quienes les enseña la vida de un campesino y a elaborar algunas silletas, en actividades que tardan hasta cuatro horas, según el plan elegido por los turistas.

En ellas participan su esposa, Blanca Rosa –descendiente también de silleteros–, y uno de sus hijos, así como un trabajador, quienes ayudan a mantener los cultivos y las casas del predio listos para la exhibición permanente como una imagen de catálogo. Incluso a una de las viviendas, que fue el hogar de José Ángel por más de 40 años, la transformaron en un museo con elementos cotidianos que muestran parte de su día a día.

El Pensamiento es una de las 13 fincas inscritas en el programa de atención a visitantes de la Corporación de Silleteros de Santa Elena que, junto con entidades oficiales y privadas, ha realizado capacitación en administración turística, atención al cliente, manipulación de alimentos, administración, agricultura sostenible e inglés, entre otras áreas.

“Todo lo que hacemos es concertado con la corporación. El silletero encarna eso que hemos sido como antioqueños y lo que queremos ser, nos sentimos muy orgullosos de ellos, por eso los cuidamos mucho y trabajamos con ellos durante todo el año”, puntualiza Lina Botero Villa, secretaria de Cultura de Medellín.

Te compartimos algunas fotos adicionales de nuestras experiencias en Santa Elena.

Mis herramientas de trabajo
Mis herramientas de trabajo
Familia Grajales
Familia Grajales

Si te gustó este post recuerda compartirlo con tus amigos en redes sociales y si quieres recibir en tu email todas nuestras publicaciones suscríbete a nuestro boletín aquí abajo.


En este grupo queremos mostrar los mejores planes turísticos en Antioquia, Colombia y el mundo. Unimos agencias de viajes y turismo con las personas interesadas en conocer toda la oferta turística disponible. Únete y disfruta de los mejores planes a los mejores precios.
⬇️Click en la imagen para unirte al grupo en Facebook⬇️

¡Recuerda suscribirte al boletín!

Loading

No hacemos spam – Aviso legal
* Campos requeridos